Los 83 consejos de Gurdjieff a su hija de Alejandro Jodorowsky y sus aforismos

Circula con frecuencia por Internet un listado de consejos de Gurdjieff a su hija. Estos 83 (no 82) consejos son para mi inspiradores y realmente un reto asumir cada uno de ellos. Por lo general el ego rechaza nuevas propuestas y estos consejos chocará con muchas de nuestras creencias, prejuicios o sistemas morales. Pero es un reto personificar e integrar cada uno de ellos. Cuando los leí por primera vez hace ya unos cuantos años me calaron hondos algunos y vi la dificultade de llevarlos a cabo. Una verdadera riqueza para el alma.

Merece la pena aclarar que no son de Gurdjieff, sino que Alejandro Jodorowsky los escribió en su libro “El Maestro y las Magas”, dictados por la hija del maestro armenio e impregnados de su mística y sabiduría particular y quizá inspirados por los 38 aforismos que Gurdjieff sí publicó en su libro “Perspectivas desde el mundo real” en 1928.

Tambien es recomendable observarlo desde el punto de vista que no son consejos para una niña, sino que en su mistica del cristianismo tradicional nosotros somos los hijos y el maestro es el padre.

Comparto los consejos escritos por Jodorowsky y los aforismos de Gurdjieff. Incluyo además el video donde Sanchez Dragó presentaba junto a Jodorowsky el libro en una lectura de los consejos. Sánchez Dragó ha sido muy polémico en los últimos años, pero es mérito suyo por su especial insistencia, desde que se pubicó “La danza de la realidad” y “Psicomágia” que A. Jodorowsky fuera tan difundido en España.

“Consejos de Gurdjieff a su hija”:

  • Fija tu atención en ti mismo, sé consciente en cada instante de lo que piensas, sientes, deseas y haces.
  • Termina siempre lo que comenzaste.
  • Haz lo que estás haciendo lo mejor posible.
  • No te encadenes a nada que a la larga te destruya.
  • Desarrolla tu generosidad sin testigos.
  • Trata a  cada persona como si fuera un pariente cercano.
  • Ordena lo que has desordenado.
  • Aprende a recibir, agradece cada don.
  • Cesa de autodefinirte.
  • No mientas ni robes, si lo haces te mientes y te robas a ti mismo.
  • Ayuda a tu prójimo sin hacerlo dependiente.
  • No desees ser imitado.
  • Haz planes de trabajo y cúmplelos.
  • No ocupes demasiado espacio.
  • No hagas ruidos ni gestos innecesarios.
  • Si no la tienes, imita la fe.
  • No te dejes impresionar por personalidades fuertes.
  • No te apropies de nada ni de nadie.
  • Reparte equitativamente.
  • No seduzcas.
  • Come y duerme lo estrictamente necesario.
  • No hables de tus problemas personales.
  • No emitas juicios ni críticas cuando desconozcas la mayor parte de los hechos.
  • No establezcas amistades inútiles.
  • No sigas modas.
  • No te vendas.
  • Respeta los contratos que has firmado.
  • Sé puntual.
  • No envidies los bienes o los éxitos del prójimo.
  • Habla sólo lo necesario.
  • No pienses en los beneficios que te va a procurar tu obra.
  • Nunca amenaces.
  • Realiza tus promesas.
  • En una discusión ponte en el lugar del otro.
  • Admite que alguien te supere.
  • No elimines, sino transforma.
  • Vence tus miedos,  cada uno de ellos es un deseo que se camufla.
  • Ayuda al otro a ayudarse a sí mismo.
  • Vence tus antipatías y acércate a las personas que deseas rechazar.
  • No actúes por reacción a lo que digan bueno o malo de ti.
  • Transforma tu orgullo en dignidad.
  • Transforma tu cólera en creatividad.
  • Transforma tu avaricia en respeto por la belleza.
  • Transforma tu envidia en admiración por los valores del otro.
  • Transforma tu odio en caridad.
  • No te alabes ni te insultes.
  • Trata lo que no te pertenece como si te perteneciera.
  • No te quejes.
  • Desarrolla tu imaginación.
  • No des órdenes sólo por el placer de ser obedecido.
  • Paga los servicios que te dan.
  • No hagas propaganda de tus obras o ideas.
  • No trates de despertar en los otros emociones hacia ti como piedad, admiración, simpatía, complicidad.
  • No trates de distinguirte por tu apariencia.
  • Nunca contradigas, sólo calla.
  • No contraigas deudas, adquiere y paga en seguida.
  • Si ofendes a alguien, pídele perdón.
  • Si lo has ofendido públicamente, excúsate en público.
  • Si te das cuenta de que has dicho algo erróneo, no insistas por orgullo en ese error y desiste de inmediato de tus propósitos.
  • No defiendas tus ideas antiguas sólo por el hecho de que fuiste tú quien las enunció.
  • No conserves objetos inútiles.
  • No te adornes con ideas ajenas.
  • No te fotografíes junto a personajes famosos.
  • No rindas cuentas a nadie, sé tu propio juez.
  • Nunca te definas por lo que posees.
  • Nunca hables de ti sin concederte la posibilidad de cambiar.
  • Acepta que  nada es tuyo.
  • Cuando te pregunten tu opinión sobre algo o alguien, di sólo sus cualidades.
  • Cuando te enfermes, en lugar de odiar ese mal considéralo tu maestro.
  • No mires con disimulo, mira fijamente.
  • No olvides a tus muertos, pero dales un sitio limitado que les impida invadir toda tu vida.
  • En el lugar en que habites consagra  siempre un sitio a lo sagrado.
  • Cuando realices un servicio no resaltes tus esfuerzos.
  • Si decides trabajar para los otros, hazlo con placer.
  • Si dudas entre hacer y no hacer, arriésgate y haz.
  • No trates de ser todo para tu pareja; admite que busque en otros lo que tú no puedes darle.
  • Cuando alguien tenga su público, no acudas para contradecirlo y robarle la audiencia.
  • Vive de un dinero ganado por ti mismo.
  • No te jactes de aventuras amorosas.
  • No te vanaglories de tus debilidades.
  • Nunca visites a alguien sólo por llenar tu tiempo.
  • Obtén para repartir.
  • Si mientras medita aparece el diablo, pon el diablo a meditar.

38 aforismos de Gurdjieff publicados en 1928 en el libro “Perspectivas desde el mundo real”:

Inscritos usando una escritura especial en el toldo del “Study House” en el Prieuré

Caracteres de aforismos de Gurjieff, numero 5

  • Gusten de lo que “ello” no gusta,
  • El más alto logro para el hombre es el ser capaz de hacer.
  • Cuanto peores las condiciones de vida, mejores los frutos del trabajo, siempre que se recuerde el trabajo.
  • Recuérdese de sí mismo, siempre y en todas partes.
  • Recuérdese que usted ha venido acá habiendo ya comprendido la necesidad de lucha contra sí mismo: únicamente contra sí mismo. Por lo tanto, agradezca a quienquiera le dé la oportunidad.
  • Aquí sólo podemos dirigir y crear condiciones, mas no ayudar.
  • Sepan que esta casa sólo puede ser útil a los que han reconocido su nulidad y creen en la posibilidad de cambiar.
  • Saber que está mal hecho y sin embargo hacerlo, es cometer un pecado difícil de reparar.
  • El mejor medio para ser feliz en esta vida es la capacidad de considerar externamente siempre, interiormente nunca.
  • No amen el arte con sus sentimientos.
  • Un verdadero signo del hombre bueno es que ama a su padre y a su madre.
  • Juzgue a los otros como a sí mismo y rara vez se equivocará.
  • Ayude sólo al que no es ocioso.
  • Respete todas las religiones.
  • Yo amo a quien ama trabajar.
  • Sólo podemos esforzamos por llegar a ser capaces de ser cristianos.
  • No juzgue a un hombre por los cuentos de otros.
  • Tenga en cuenta lo que la gente piensa de usted y no lo que dice.
  • Tome la comprensión del Oriente y el conocimiento del Occidente, luego busque.
  • Sólo quien puede cuidar lo ajeno puede poseer lo propio.
  • Sólo tiene sentido el sufrimiento consciente.
  • Es mejor ser temporalmente un egoísta que nunca ser justo.
  • Primero practique el amar a los animales, son más sensibles.
  • Al enseñar a otros, usted mismo aprenderá.
  • Recuerde que aquí no se trabaja por trabajar, sino sólo como un medio.
  • Sólo puede ser justo quien es capaz de ponerse en el lugar de otros.
  • Si por naturaleza no tiene usted una mente crítica, su presencia aquí es inútil.
  • Quien se haya liberado de la enfermedad del “mañana” tiene la posibilidad de obtener lo que aquí vino a buscar.
  • Feliz el que tiene una alma, feliz quien no la tiene, pero dolor y pena para el que sólo la tiene en embrión,
  • El descanso no depende de la cantidad sino de la calidad del sueño.
  • Duerma poco sin compunción.
  • La energía gastada en un trabajo interior activo se transforma al instante en una nueva reserva; la gastada en trabajo pasivo se pierde para siempre.
  • Uno de los mejores medios para despertar el deseo de trabajar sobre sí mismo es el darse cuenta que usted puede morir en cualquier momento. Pero primero debe aprender cómo tenerlo presente.
  • El amor consciente evoca lo mismo en respuesta.
    El amor emocional provoca lo opuesto.
    El amor físico depende del tipo y de la polaridad.
  • La fe consciente es libertad.
    La fe emocional es esclavitud.
    La fe mecánica es estupidez.
  • La esperanza, cuando audaz, es fuerza.
    La esperanza, con duda, es cobardía.
    La esperanza, con miedo, es debilidad.
  • Al hombre le es dado un número definido de experiencias;
    al economizarlas, prolonga su vida.
  • Aquí no hay rusos ni ingleses, judíos ni cristianos; no hay sino personas que persiguen una misma meta: devenir capaces de ser.

 

 

Manuel Cuesta

Manuel Cuesta, terapeuta para adultos, parejas y adolescentes con consulta en Barcelona. Colaborador habitual de Cherif Chalakani en España y Mexico, en trabajos de relaciones parentales y psicoterapia transpersonal; conduce grupos de terapia y talleres, combinando la terapia gestalt con la terapia corporal. Es instructor de meditación budista tibetana, y es colaborador y docente del Espai Gestalt y del Espai TCI. Colaborador tambien en Alas Barcelona, centro dirigido por Andrés Waskman. Si estás interesada/o en solicitar consulta puedes llamar o escribir al 668881268 o bien usando el formulario que encontrarás haciendo click aquí
Manuel Cuesta

Los comentarios están cerrados.